Da igual la pelota

Diario deportivo

Portada » El CD Toledo vuelve a ganar fuera de casa 336 días después (1-2)

El CD Toledo vuelve a ganar fuera de casa 336 días después (1-2)

4 minutos de lectura

Los verdes vencen a domicilio en un choque que se terminó complicando, y se ponen a 6 del playoff.

Las lesiones no están siendo amigables con el equipo capitalino, ya que tras la de Rodri y Escudero, esta semana y más en concreto los últimos días se conocieron las bajas de Kupen (esguince) y Segado (rotura de un dedo del pie). Con todo ello, los verdes visitaban la casa del CF La Solana en una tarde primaveral y con un gran ambiente en La Moheda. Carlos Gómez optó por dar entrada a varios que llevaban más de una jornada sin salir en el once titular, como es el caso de Mamau, Jalid y Borja García, además, Iván Bueno se quedó en el banco. El conjunto de Juan Carlos Peñalver saltó al verde con defensa de tres, algo poco habitual en las filas solaneras.

Salió mejor el Toledo, ante los más de 1000 espectadores que daban color a las gradas, tanto es así que, Cristo se sacó un disparo que hizo probar a Monreal cuando corría el 3′ de encuentro. Tras ese buen arranque, los verdiblancos volvieron a acercarse a campo local pero sin demasiado veneno. Hay que decir que el objetivo de la escuadra verde era claro: robar y volcarse al ataque para encontrar al de Ocaña, quién si no que Cristo, a éste se le veía bastante activo. Buena noticia.

Las llegadas se repetían por lado visitante, hasta que justo en el quince de partido, fue Angelito el autor del primer tanto de la tarde, gracias a una asistencia de saque de banda de Carlos Moreno que terminó llegando a los pies del ex del Torrijos, no se lo pensó dos veces, y de volea materializó el 0-1. Cabe destacar que es el máximo anotador del CD Toledo, con un total de 7 dianas. Tras el gol, La Solana no se vino abajo y consiguió pisar el área toledano en más de una ocasión, de hecho, en el ecuador de la primera mitad, De la Hoz dibujó un gran centro que  finalizó en el limbo.

A falta de un cuarto de hora para el final, de nuevo, De la Hoz encontró espacios para rematar, sin embargo, repelió en la zaga de los de Carlos Gómez, una defensa que apenas cometía fallos atrás. Después de un tramo más igualado, el Toledo logró transformar el 0-2 con la testa de Cristo, y sí, de nuevo tras un saque de banda efectuado por Carlos Moreno. El balón parado le está dando mucho al conjunto verde. Hasta el descanso no pasó nada destacable. Nada que pode reprochar a los de la capital regional. La primera victoria fuera de casa estaba a la vuelta de la esquina.

Dio inicio la segunda mitad sin cambios en las filas del Toledo, ya sabemos que Carlos Gómez es hombre de hacer sustituciones a la hora de partido. Sin embargo, Juan Carlos Peñalver decidió dar entrada a Ginaid en punta, un auténtico tanque. Los verdiblancos sin sufrir en exceso no terminaban de generar estragos a Monreal, mientras, La Solana hacía amagos de contragolpe, pero la defensa visitante se encontraba de forma imperial.

En el 58′, Chabo pudo haber firmado el 0-3 en un contraataque llevado a cabo por Angelito, para penas toledanas el chut terminó por línea de fondo. A partir de aquí, el conjunto solanero empezó a creerse que podía generar peligro y cambiar el luminoso. Y así fue, pues Juli recortaría distancias a la hora de choque, no perdonó ante Yelco (1-2). El gol propició que Peñalver se decantara por introducir un doble cambio, minutos después, Carlos Gómez optó por ingresar a Iván Bueno y Camacho en detrimento de Cristo y Chabo, cambios ofensivos aparentemente. Tocaba sufrir…

Lo mejor que le podía pasar a la escuadra capitalina era que el tiempo pasara lo más rápido posible, algo más tarde entraría Mario Gómez (volvía a jugar después de una larga lesión) al terreno de juego. Los aficionados de La Solana cantaban el «si se puede…», evidentemente tenían opciones para soñar con el empate, aunque el Toledo tenía la obligación aguantar como fuera el resultado, pasaba muy poco en el duelo. En ese juego más mental que otra cosa, Mamau partía como pieza angular a la hora de sacar todo balón que se acercaba, no quedaba otra que no fuera defenderse, de hecho, eran cuatros centrales y dos laterales con los que se defendía el cuadro de Carlos Gómez.

El colegiado añadió cinco, en los cuales los de verde consiguieron firmar un triunfo de oro, y sí porque después de 336 días en Toledo ha vuelto a conocer la victoria lejos del Salto del Caballo. Con el 1-2 en La Moheda, el CD Toledo se pone a 9 puntos por encima del descenso directo y a seis del playoff de ascenso a 2 RFEF. Soñar es gratis.

Imagen
Cristo durante la segunda mitad | Fuente: CD Toledo

Autor: Mario Peñalver López

Síganme en Youtube (Mario Peñalver López) y sigan toda la información y actualidad deportiva en Twitter: @daiguallapelota, y en Instagram: @daiguallapelota.

About The Author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright © Daiguallapelota.com 2022 | Newsphere por AF themes.